La circuncisión masculina ¿es como las vacunaciones?

En los últimos meses se ha suscitado una polémica porque uno de los mayores defensores de la circuncisión masculina “preventiva” ha comparado esta práctica con las vacunaciones masivas y sistemáticas. El debate está relacionado con la ética médica, la justicia, los derechos humanos y la ciencia.

circuncisiónLa polémica ha vuelto. Ya nos habíamos hecho eco de la misma en el post titulado Los médicos que no dejaban las pililas de los niños en paz.

En él escribía que está convirtiéndose en una moda cirujana másmuchos pediatras animan a operar a los niños.

Resulta que Brian J. Morris, profesor emérito de Ciencias médicas en la Universidad de Sydney (Australia), uno de los principales sostenes del “movimiento” por la sistemática circuncisión de los hombres, hizo unas declaraciones un tanto salidas de tono:

Male circumcision is in principle equivalent to childhood vaccination (…) Just as there are opponents of vaccination, there are opponents of circumcision. But their arguments are emotional and unscientific, and should be disregarded”.

Es decir: La circuncisión masculina es, en principio, equivalente a la vacunación infantil (…) Así como hay opositores de la vacunación, hay opositores de la circuncisión. Pero sus argumentos son emocionales y no científicos y deben ser respetados”.

Morris se basa para ello en un análisis de estudios que él firma  y que concluye que los beneficios superan a los riesgos (que como siempre lo hay, ver Médicos cortan el pene a paciente que solicitó la circuncisión en Estados Unidos). Entre ellos estarían, la infección del tracto urinario, el cáncer de próstata, enfermedades de transmisión sexual y las mujeres de parejas no circuncidadas, el cáncer de cuello de útero.

Imagen de previsualización de YouTube

El médico australiano está preocupado porque mientras que la prevalencia en hombres ha aumentado, el porcentaje de bebés circuncidados está bajando. Para el médico Juan Gérvas no hay justificación para “mutilar” a un niño sano en la circuncisión.

A mí me circuncidaron ya mayorcito (no me hagáis explicaros porqué) y tengo todo en mi sitio y sin problemas pero como siempre antes de “pasar por quirófano” hemos de tener toda la información. Para ser exactos, corregir la fimosis -que es lo que me hicieron- es circuncidar pero suele evitarse tal uso para no confundir la práctica “preventiva” con la “terapéutica”. Ésta última estaría justificada, la anterior NO.

Sin comentarios a “La circuncisión masculina ¿es como las vacunaciones?”

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.