Como sabéis ya muchas de las personas que me seguís, una de las medidas que he tomado por la CENSURA a la que estoy sometido, sobre todo, desde la pandemia, ha sido crear mi propio canal de tv: migueljara.tv 

Es un canal privado SIN CENSURA en el que publico vídeos de entrevistas con personas interesantes o cuyo discurso no sale en medios de comunicación masivos, y análisis personales sobre lo que publico. Lo que vengo haciendo desde hace 23 que investigo la corrupción sanitaria, pero en formato audiovisual.

Para pagar el canal, los gastos de producción y seguir aportando con mi trabajo, una parte de los vídeos, los clasificados como Premium son de pago; hace falta suscribirse para verlos (son 6 euros al mes o 60 por un año).

En este vídeo titulado Traficantes de salud. Parte I, por ejemplo, hablo sobre la pandemia pasada y su relación con anteriores episodios como la gripe aviar o la gripe A, las vacunas Covid-19 y cómo han batido todos los récords de efectos secundarios, o la corrupción sanitaria y los intereses políticos y económicos en el ámbito de la salud.

Los vídeos pasan a estar en abierto, gratis, un tiempo después de publicarse, pues mi intención es que estas informaciones lleguen a la mayor parte posible de personas, como siempre. Por eso es muy importante que los difundáis en vuestras redes sociales.

También, huyendo de la CENSURA, he abierto un canal en Telegram, al que os aconsejo que os apuntéis. Cada vez que se publica un vídeo de migueljara.tv se difunde automáticamente en mi Telegram, al que le estoy dando más importancia que a otras plataformas.

El resto de mis redes siguen igualmente activas (ahí las tenéis todas) y las atiendo a diario.

Ya lo sabéis, si queréis apoyar mi periodismo de investigación y análisis, independiente y combativo, podéis ayudarme:

Suscripción a migueljara.tv

Y me habéis preguntado sobre cómo hacer donaciones. Para ello tengo mi cuenta segura en PayPal.
Gracias!☺️

Leer más...

En la última entrega del programa de televisión Otro Enfoque de Cuatro el periodista Jon Sistiaga profundizó en las causas y las consecuencias de que España sea el país del mundo con mayor consumo del grupo de fármacos benzodiacepinas.

Se recetan para la ansiedad, insomnio, convulsiones y abstinencia aguda de alcohol y también se prescriben, aunque no sea una indicación oficial, para depresión o Síndrome de Piernas Inquietas, entre otras muchas afecciones.

Yo lo estuve viendo. Sistiaga presentó testimonios bastante impactantes como el de la política Andrea Levy, que explica que comenzó a tomar estos medicamentos para combatir el dolor provocado por su fibromialgia hasta el punto de desarrollar una enorme dependencia.

La concejala del Ayuntamiento de Madrid recuerda aquella etapa de su vida y lo que supuso en su actividad política. 

También fue muy valiente lo que contó la joven Belén de la Hoz, que empezó a medicarse con benzodiacepinas como tratamiento para el Trastorno por Déficit de Atención a los 14 años y desarrolló una adicción que le condujo a un intento de suicidio. Pero logró superarlo.

Y hay una entrevista con José Luis Marín, psiquiatra y presidente de la Sociedad Española de Medicina Psicosomática y Psicoterapia, que ofrece datos para explicar por qué se ha disparado el consumo de estas pastillas en nuestro país y sus efectos sobre la salud.

El doctor Juanfran Menárguez, impulsor de la campaña «Yo no me benzo» en Molina de Segura (Murcia), detectó que el 20% de sus habitantes tomaba estos fármacos, y con un plan consiguió al menos reducir a la mitad ese consumo.

Foto de Pixabay.

Por último, Otro enfoque visita el Instituto Hipócrates en Lérida, la clínica de desintoxicación más prestigiosa de España, para ofrecer el punto de vista de su responsable médica y de un exadicto que ha completado su recuperación.

Y es que, como llevo contando años, exista una Epidemia soterrada de muertes y daños por los fármacos benzodiacepinas: Valium, Lexatin, Trankimazin, Orfidal…

Está claro que llevamos un estilo de vida, por lo general, insano. Yo pienso que lo primero es acudir a profesionales que nos ayuden a buscar las causas de esa ansiedad o depresión o de cualquier dolencia. Así intentamos solucionar el problema y no tenemos que acudir a fármacos que pueden hacernos daño y que sólo están pensados para calmar los síntomas.

Os aconsejo ver el programa, os gustará.

Si tiene o conoce a alguien que padece por esta causa contacte con ADAF, la Asociación de Afectados por Fármacos.

Leer más...

La investigadora Montse Marquès ha iniciado una investigación en la Universidad de Columbia (Estados Unidos) para estudiar en detalle los efectos de la exposición de las mujeres embarazadas a sustancias químicas nocivas.

Este trabajo va a prestar especial atención a los disruptores endocrinos, los químicos tóxicos que pueden bloquear la acción de las hormonas naturales, dando lugar a multitud de enfermedades. 

El estudio, bajo las siglas de MANGO, tiene como objetivo determinar el exposoma químico (es decir, el conjunto de exposiciones químicas a que se somete un individuo durante toda la vida) en las mujeres embarazadas.

Una primera fase de este gran estudio, llevado a cabo entre pacientes del Hospital Universitario Joan XXIII de Tarragona, sirvió para detectar el amplio espectro de sustancias químicas a las cuales están expuestas las mujeres embarazadas.

De ello, salió una aplicación llamada Safe+Pregnancy, disponible en Google Play. Con MANGO, se intenta descubrir cuales de esas sustancias pueden estar relacionados con el desarrollo de la diabetes gestacional.

Esta se desarrolla en algunas mujeres durante la última etapa del embarazo, y a diferencia de los otros tipos de diabetes, no es causada por la carencia de insulina, sino por el bloqueo de su funcionamiento debido a las hormonas que se generan en el embarazo.

Hay una falta de conocimiento sobre la multitud de sustancias químicas a las cuales estamos expuestos, y todavía menos se sabe sobre la exposición durante el embarazo, «la ventana más crítica para los efectos adversos para la salud tanto en la madre como en la descendencia», asegura Montse Marquès,

El estudio que desarrolla pretende, en general, evaluar la asociación entre el citado exposoma, los datos clínicos, incidiendo en los factores sociodemográficos, los dietéticos y los del estilo de vida asociados a su exposición. Y se centra en la diabetes gestacional porque ha aumentado de manera considerable las últimas décadas. Actualmente, se diagnostica alrededor del 10% de los embarazos en Cataluña.  

Foto de Janko Ferlic.

¿De qué productos o sustancias hablamos? Pues mayoritariamente de plastificantes, como por ejemplo los bisfenoles y los ftalatos; los aditivos de los productos de cura personal, como son los parabens que se añaden a los jabones y cremas, por ejemplo, y los pesticidas y los retardantes de llama, entre otros.

En la vida diaria estamos expuestos a todas estas sustancias químicas tóxicas, aunque con pequeños cambios en la conducta podemos reducir la exposición.

Los objetivos del proyecto se abordarán integrando los últimos adelantos en espectrometría de masas de alta resolución, modelos matemáticos y estrategias de evaluación y prevención de riesgos.

La última fase del proyecto consistirá en un programa piloto de prevención en el mencionado hospital Juan XXIII para así aumentar la conciencia de la exposición a sustancias químicas entre las mujeres embarazadas. Y de paso, del resto de la población.

Este trabajo que ahora se impulsa desde el Investigadores del Centro de Tecnología Ambiental, Alimentaria y Toxicológica (TecnATox) de la Universitat Rovira i Virgili (URV), se une a otros ya desarrollados en los últimos años en la misma línea de comprobar los daños de los tóxicos cotidianos.

TecnATox, por ejemplo, ha confirmado que las personas que consumen más alimentos en lata tienen los niveles más elevados de bisfenol A. También que evitar la comida enlatada no es garantía de no estar expuestos a este compuesto.

El bisfenol A es un compuesto químico presente en una amplia variedad de productos alimenticios, cosméticos, envases o pastas de dientes, entre otros. Se trata de un químico que se metaboliza muy rápidamente y el cuerpo lo elimina con facilidad.

Teniendo en cuenta que la exposición es prácticamente continua, antes de que se excrete totalmente ya se consume de nuevo, lo que conlleva a que el cuerpo no lo termine de expulsar del todo.

Veremos qué concluye el trabajo de Marquès.

Leer más...

Nuevas advertencias sobre el fármaco valproato, cuya marca más conocida es Depakine.

Un estudio sugiere un aumento del riesgo de trastornos del neurodesarrollo en niños y niñas (de 0 a 11 años de edad) cuyos padres habían recibido el tratamiento tres meses antes de su concepción.

Ahora lo que recomiendan las autoridades sanitarias es que el tratamiento con valproato en varones lo inicie y supervise un especialista con experiencia en el tratamiento de la epilepsia o el trastorno bipolar. ¿Sería lo normal no, quién lo está gestionando ahora?

Los profesionales sanitarios deben informar a los pacientes varones sobre el riesgo potencial de trastornos del neurodesarrollo y valorar con ellos la necesidad de desarrollar medidas anticonceptivas, incluso para su pareja, mientras estén usando valproato y durante al menos tres meses después de interrumpir el tratamiento.

El tratamiento con valproato en pacientes varones debe ser revisado periódicamente para evaluar si valproato sigue siendo el tratamiento más adecuado para el paciente.

En el caso de los pacientes varones que planeen concebir un hijo, deben considerarse y comentarse con el paciente las alternativas disponibles evaluando las circunstancias individuales de cada paciente.

Lo cierto es que estos daños se conocen desde hace años. De hecho, en Francia, el fabricante de este medicamento, Sanofi, tuvo que indemnizar a tres personas por el daño que les causómalformaciones en los fetos de las embarazadas.

Las cantidades con las que la farmacéutica tuvo que compensar a sus víctimas fueron de los 600.000 euros hasta 1.300.000.

Así lo documenta una sentencia hecha pública por la Asociación de Víctimas por Síndrome de Ácido Valproico (AVISAV), quien recordó que los efectos teratogénicos del fármaco son conocidos desde el año 1980, cuando se describió que la exposición intrauterina al valproato ocasionaba alteraciones en el cierre del tubo neural (espina bífida) en los niños.

Si tiene o conoce a alguien que padece por esta causa contacte con ADAF, la Asociación de Afectados por Fármacos.

Leer más...

El último Boletín sobre Seguridad de Medicamentos de Uso Humano, publicado por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), incluye la nueva información de seguridad.

Medicamentos que contienen pseudoefedrina: riesgos de síndrome de encefalopatía posterior reversible (PRES) y de síndrome de vasoconstricción cerebral reversible (SVCR).

El primero se caracteriza por el inicio agudo de cefaleas, alteraciones del estado de conciencia, manifestaciones visuales, convulsiones, náuseas o vómitos. Y el segundo, de manera similar, se manifiesta por una cefalea muy intensa.

Y es que según la AEMPS los medicamentos que contienen pseudoefedrina, descongestiones orales y nasales, están contraindicados en pacientes con hipertensión grave o no controlada y en pacientes con enfermedad renal grave (aguda o crónica) o fallo renal, ya que estas condiciones aumentan los riesgos de PRES o SVCR.

Los síntomas de PRES y SVCR incluyen cefalea intensa de aparición brusca o cefalea en trueno, náuseas, vómitos, confusión, convulsiones y/o alteraciones visuales.

Se debe advertir a los pacientes que suspendan de inmediato el tratamiento con estos medicamentos y busquen asistencia sanitaria si se desarrollan signos o síntomas de PRES o SVCR».

Agencia Española de Medicamentos.

Aquí os dejo la carta que ha enviado al Agencia a los médicos para avisarles de estos peligros de la efedrina.

Los tratamientos para las descongestiones orales y nasales (efedrina, nafazolina, oximetazolina, fenilefrina, pseudoefedrina, tuaminoheptano), pero también ambroxol, bromhexina, manitol inhalado, nintedanib, roflumilast y selexipag) estarían fuera de las farmacias si fuera por los editores de la prestigiosa revista Prescrire.

Se da la circunstancia que hay populares tratamientos que llevan ibuprofeno más pseudoefedrina y las reacciones cutáneas graves que pueden provocar son notables.

Lo advirtió también la AEMPS hace unos años. Al tomar esos medicamentos pueden producirse reacciones cutáneas graves como pustulosis exantemática generalizada aguda. Por citar alguna marca: Bisolfren o Bisolvon.

Así que tened cuidado con la pseudoefedrina que no es un juego de niños lo de este principio activo.

Si tiene algún problema con estos tratamientos contacte con ADAF, la Asociación de Afectados por Fármacos

Leer más...

Algunos de los problemas del campo en España se han puesto de manifiesto durante las últimas semanas. Os voy a contar un ejemplo de cómo se cultiva para luego tirar la producción con el enorme consumo de agua (y otros recursos) que ello conlleva.

Yecla, Murcia. Una gran empresa instalada allí desde hace pocos años se dispone a triturar y eliminar unas 10 hectáreas de calçots. Para su producción, se han gastado aproximadamente unos 50 millones de litros de agua provenientes del acuífero sobreexplotado Cingla.

Es el mismo del que se abastecen las poblaciones de Yecla y Jumilla, y que se encuentra sobreexplotado casi al 300% según datos de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), es decir, que se extrae casi tres veces más agua de la que se recarga.

El gasto de agua que se ha producido equivale a dejarse un grifo de casa abierto durante 15 años seguidos, es una auténtica locura. Es la primera vez que documentamos el abandono masivo de calçots en Yecla, un cultivo que es propio de Cataluña. Pero no es la primera vez que vemos cultivar para triturar gran parte de las cosechas; de hecho, es la norma, aquí en el Altiplano, y en todas partes”.

Alejandro Ortuño, portavoz de la Plataforma Salvemos el Arabí y Comarca.
Abandono de calçots en Yecla

Desde la Plataforma constatan año tras año que estas grandes empresas utilizan ingentes cantidades de agua para producir monocultivos de ciclo corto que, en gran parte de los casos, acaban abandonando y posteriormente destruyendo y eliminando.

¿Por qué? Pues porque en conjunto producen entre un 20% y un 40% más de lo que tienen contratado para asegurarse cumplir con las especificaciones de forma, tamaño y tiempos de sus clientes.

En la mayoría de los casos, son empresas que facturan millones de euros: «Vienen por el agua, se aprovechan de una agricultura local debilitada, acceden a tierras y derechos de riego, y van a esquilmar hasta la última gota”, remarca Ortuño.

Este uso abusivo del regadío sobre acuíferos sobreexplotados ha sido denunciado y expuesto repetidamente por la Plataforma durante los últimos seis años. Pero las autoridades competentes en la materia, tanto de agua, agricultura y ordenación del territorio a nivel estatal, autonómico y municipal, no han tomado ninguna medida real y efectiva que detenga este tipo de prácticas irracionales, dada la situación de nuestros acuíferos.

Los cargos públicos que hay EN TODAS las administraciones a todos los niveles no se atreven a tomar cartas en el asunto.

Mientras estas grandes empresas riegan impunemente, para producir y tirar, los pequeños agricultores de secano tienen que rogar a las instituciones que les autoricen riegos de socorro para que los olivos, los almendros y las viñas no se mueran.

Por este motivo, Salvemos el Arabí y Comarca presentó la semana pasada una denuncia ante la CHS y la Consejería de Agricultura y Agua de la Región de Murcia, y solicitó la autorización urgente de los riegos de socorro para los cultivos de secano del Altiplano.

Asimismo, solicitó que las políticas locales, regionales y estatales deberían eliminar las grandes superficies de monocultivos intensivos de regadío del Altiplano, y establecer un plan de ordenación de cultivos más resistentes al clima murciano y mejor adaptados a sus recursos hídricos.

Hasta el año 2021, los cultivos intensivos de hortícolas no han hecho más que crecer de forma acelerada en los últimos años, tanto en Yecla como en Jumilla, tal y como indica el total de hectáreas en el siguiente gráfico:

Esto ha provocado un aumento del consumo de agua de los acuíferos año tras año. Los cultivos intensivos han pasado de gastar 3,5 hm³ al año, a gastar 19 hm³. tal y como se puede apreciar en los siguientes gráficos de Yecla (y similar en Jumilla):

Leer más...