Niños fatigados

Hace unas semanas me llegó este video protagonizado por Josep Carbonell, padre de un joven que padece Sensibilidad Química Múltiple (SQM), Síndrome de Fatiga Crónica (SFC) y fibromialgia. Me conmovió por la entereza y compromiso del progenitor que en un tono educado y tranquilo, muy sereno pese al angustioso trasfondo del caso, con ironía y sentido del humor, aprovecha que el día de su cumpleaños coincide con el de la consejera de Acción Social y Ciudadanía catalana, Carme Capdevila, para abrir una botella de buen cava catalán y brindar con ella.

Imagen de previsualización de YouTube

Según Carbonell, Capdevila no ha querido nunca recibirle. Él quiere reunirse con la consejera que en teoría se ocupa, más si cabe, de los ciudadanos para explicarle lo confundida que está cuando mira para otro lado ante la existencia de estas enfermedades emergentes y relacionadas con la contaminación ambiental y en concreto con los prouctos químicos tóxicos cotidianos.

En su video Josep cita un dato escalofriante , el Hospital de la Vall d’Hebron de Barcelona está tratando los 90 primeros casos de SFC en adolescentes. Explica José Alegre, médico de la Unidad de Fatiga Crónica del Vall d’Hebron, que estos chicos y chicas tienen entre 8 y 19 años y los mismos problemas que los adultos: cansancio extremo, sueño no reparador, el descanso hace empeorar, no se tolera el ejercicio, cuesta mucho la concentración y es difícil adquirir conocimientos nuevos.

La prevalencia entre los jóvenes de 10 a 18 años, según el experto, es del 0,5% (unos 3.000 adolescentes). El cambio es radical, el joven brillante en los estudios y/o la actividad física se deteriora hasta no entender aquello que lee. Alegre considera que la solución llegará en un futuro no muy lejano con fármacos immunomoduladores, que permitirán recuperar buena parte de la actividad. Eso es lo que dice la noticia, en catalán que Carbonell ha sido tan amable de traducirme, lo cierto es que la solución a base de fármacos químico-sintéticos si se padece SQM es en la práctica inviable pues una persona con SQM no aguanta la más mínima cantidad de químcios tóxicos y los fármacos convencionales lo son.

Alegre dice que mientras llegan esos tratamientos, el adolescente acabará la ESO cuatro años más tarde (y no porque sea torpe) y llegará a adulto como munusválido

“no le recomiendo hacer una carrera ni FP, pues no puede abrir ni un tapón“, afirma.

Vean el video porque este padre es un ejemplo social en tiempos en que no sobran precisamente los referentes. Y piensen hasta qué punto estamos insertos en una sociedad desnaturalizada y contaminada que nos está devolviendo la pelota. Quizá eso que llamamos bienestar o calidad de vida no lo es tanto o nos hemos confundido al basarla en servicios y tecnologías contaminantes como todos aquellos productos que contienen sustancias químicas tóxicas que nos rodean. Estas enfermedades no afectan sólo a pequeñas capas de la población que padecen una hipersensibilidad a estas sustancias, está dañando las salud de niños y adolescentes ya.

Más info: En el libro La salud que viene. Nuevas enfermedades y el marketing del miedo (Península, 2009) contiene un capítulo sobre estas enfermedades relacionadas con los químicos tóxicos y toda su primera parte trata de las enfermedades emergentes.


¿Cuánto crees que vale este post?

12 Comentarios a “Niños fatigados”
  1. Dominalafatigacronica

    Estoy muy interesada en leer su libro, tratare de localizarlo a la brevedad.

    Muy sorprendia por su planteamiento, especialmente por lo de los campos electomagneticos, (wifi, telefonia movil)

    Me interesa el tema y lo voy a investigar, pues tambien padezco de SFC y creo que es importante tomar en cuenta esta situacion.

    Muchas gracias por la cantidad de contenido de calidad que ofrece a sus lectores.

    Atentamente.

    Maria L

  2. Lourdes Lafuente

    Estoy afectada de fibromialgia y fatiga crónica diagnosticada hace aprox. 8 años, pero quizás ya lo padecía con antelación.

    Le felicito por su vídeo.
    Podría usted decir las cosas más alto…pero no más claro!!!

    Suerte en esta búsqueda y ójala se logre para todos y cada uno de los afectados, atención y soluciones.

    Un saludo afectuoso.

  3. MRE

    Si están tratando en un hospital de campanillas a esos casos, al menos parece que a los niños y jóvenes les ahorran el sambenito de la depresión, los nervios y los trastornos psicosomáticos, que es con lo que habitualmente despachan a los adultos envenenados por la contaminación la barahunta de médicos despistados, comodones, ineptos, adocenados y adoctrinados con los que tenemos que enfrentarnos día a día la mayoría de los enfermos. Ya quisiera yo, pionera de sensibilidad química múltiple y machacada por el sistema, que me hubieran atendido así de bien en una unidad hospitalaria especializada. Aunque no consiguieran curarme por lo menos la sociedad me habría tratado con respeto. Muchísima culpa de las terribles situaciones que padecemos la tiene la clase médica, por negarse a ver, estudiar y denunciar el problema. Y si miráramos a fondo la realidad de lo que vivimos les exigiríamos responsabilidades en lugar de irnos demasiado lejos por esos cerros de Ubeda.

    Y por cierto, que pasa con los chavales enfermos de lo mismo en las otras comunidades, qué hacen con ellos en Madrid, Sevilla, Coruña…? O es que acaso no tienen ninguno? Miedo da el pensarlo.

  4. Ana

    Tremendo el testimonio de este padre, invadido de dolor, impotencia y desesperacion (intuyo), ante las terribles incapacidades que debe tener su hijo afectado por estas 3 enfermedades. Le deseo que, tal y como el ha dicho, esta consejera vea la luz y sepa rectificar la actitud mantenida de falta de responsabilidad en su trabajo y, algun dia, sepa como hacerlo bastante mejor. Felicidades, Josep por tu enorme valor y saber estar ante semejante falta de apoyo y comprension pero mucho animo, mucha fuerza, porque aunque los adultos afectados ya no tengamos esperanza ante la ausencia de energia que padecemos, seguiremos hablando, escribiendo, luchando para que niños, hijos, como el tuyo tengan en el futuro TODO LO QUE NECESITEN PARA COMBATIR SU ENFERMEDAD. Un abrazo muy fuerte.

  5. JOan Vergés

    Se me “quedó en el tintero” decir que las protestas ACTIVAS públicas han sido motores de cambios. Para muestra un botón: la caída del muro de Berlín. Y que el voluntarioso asociacionismo civil permite que el mundo siga siendo -aún- humano. Hay mucho de inhumano todavía en el mundo, ¿verdad? Pues hay que seguir LUCHANDO sin prisa pero sin pausa. Un ejemplo: Miguel Jara. Otro: Josep Carbonell. Y podríamos citar cientos de personas anónimas que COMBATEN por la justicia y la igualdad de derechos. No hay que quedarse en la crítica impresa; sólo cambian los acontecimientos pasando a la ACCIÓN, comprometiéndose, practicando la solidaridad (fraternidad) y cambiando uno mismo.
    “Sé el cambio que deseas ver en el mundo” Gandhi.

  6. Mahesh

    Felicidades a este padre por la entereza, respeto y valentia que demuestra. Y felicidades también a tantos y tantos padres y madres, que desde el silencio consciente aún callado muestran también tanta entereza para cuidar de sus seres queridos que padecen estas enfermedades ambientales.

    Como profesor con más de veinte años de docencia solo recordar, añadir, que el sistema inalámbrico WIFI y Wimax que el gobierno catalán (y la mayoria de comunidades autónomas excepto Extremadura) se han empeñado en instalar en nuestros centros educativos, merma la salud de nuestros niños y adolescentes, según muchos estudios científicos -que los medios de comunicación no publican porque los políticos y los lobbies se encargan de ello-. En los próximos años, desgraciadamente veremos como estas enfermedades, SQM, SFC, Fibromialgia e Hipersensibilidad a los campos electromagnéticos subirán en progresión geométrica, mermando la salud de jóvenes y de adultos. Triste y lamentable futuro el que nos espera, el que espera a nuestros hijos. Como decía el título de la película, de aquí a unos años, NUESTROS HIJOS NOS ACUSARÁN.
    Saludos.

  7. JOan Vergés

    Felicidades a Josep Carbonell por esta lección de dignidad, respeto, valentía y educación. Con buenos modales se puede decir todo a todo el mundo.
    Yo sí creo que sirve de algo actuar con libertad y responsabilidad. La alternativa es no hacer nada o despotricar.
    Quien conozca correos electrónicos de responsables en la Generalitat que nos los haga saber para reenviar este video.
    De esta manera Josep liderará una acción social efectiva.
    SAlut Josep!

  8. MAIA

    ¿Y qué le va a decir la Sra. Capdevila?, ¿que los políticos están equivocados?,¿que prima los intereses económicos, sobre los derechos de los ciudadanos?,¿que nos hemos equivocado cuando inventamos esta engañosa sociedad del bienestar?,¿que los políticos tienen las manos atadas por las corporaciones industriales, que son las que manejan los números?,¿que siente lo de su hijo, pero que el tratamiento o la solución sería dejar de utilizar productos químicos que envenenan a la tierra y al ser humano?,¿que la sociedad debería cambiar y dar prioridad a las personas por encima de las economías?….

    No señores la consejera puede decir muchas cosas pero ninguna va a cambiar la situación. La situación la tenemos que cambiar nosotros, cambiando la sociedad como está montada.
    Fuera sociedad de bienestar y manos a la obra con una sociedad limpia de químicos, guerras, odios, manipulaciones, políticos corruptos, intereses económicos, ….
    Hemos de amar a la tierra ante todo, es la que nos acoge y cobija,nos sustenta, y quiere.
    ¿Nosotros la tratamos con el mismo AMOR,RESPETO,INTELIGENCIA, VALOR, CARIÑO, …?
    No señores, la maltratamos,la utilizamos, la expoliamos, la desangramos, la saqueamos, la quemamos, la contaminamos….
    ¿y como queremos que responda? Pues como puede porque ya no puede más. Está contaminada, herida de muerte, quemada, saqueada, angustiada,….
    Es normal que nos lo devuelva porque su ciclo de limpieza está saturado de PORQUERÍA, QUE NOSOTROS LE HEMOS ECHAMOS ENCIMA,DEBAJO,EN EL CENTRO,POR DENTRO Y POR FUERA.Sobre todo desde la época industrial.
    Si vivimos más comodamente, pero ¿a costa de que y de quien? No olvidemos que sólo vivimos en la sociedad de bienestar un mínimo de personas en comparación con la totalidad de la HUMANIDAD.
    Y encima nos quejamos porque nos vienen los emigrantes.
    Señores, es que acaso, ¿es justo que un mínimo de personas vivan en esta sociedad llamada del bienestar, mientras los demás nos miran con deseo?

    DEBEMOS TRANSFORMAR LA SOCIEDAD Y GANARNOS DE NUEVO LA CONFIANZA DE LA TIERRA .
    ¿COMO?
    SEGURAMENTE SIENDO MÁS GENEROSOS Y REPARTIENDO Y HACIENDO PARTICIPES A TODA LA HUMANIDAD DE LOS BENEFICIOS DE TODO LO QUE NOS RODEA.
    APORTANDO NUEVAS TECNOLOGÍAS, CIENCIAS, ÉTICAS, DESARROLLO CONTROLADO, ENERGÍAS LIMPIAS, ……
    QUE SEAN LOS CIENTIFICOS Y ESPECIALISTAS EN TODAS ESAS ÁREAS LOS QUE NOS LIDEREN Y NO LOS POLÍTICOS HASTA AHORA ESTABLECIDOS EN SU
    POLTRONA SIN TENER IDEA DE NADA LOS QUE NOS GOBIERNEN
    ¿ES QUE NO LO VEIS CLARO?
    TODO HA DE CAMBIAR.EL SER HUMANO EL PRIMERO. DEJAR DE SER EGOISTA Y PENSAR EN LOS DEMÁS Y EN EL PLANETA.

    HE DICHO.

  9. CARMEN GOMEZ DE BONILLA

    Que ejemplo, lo peor es que la persona a la que va dirigido el video no tiene la categoría moral para estar a la altura del Sr. Carbonell y seguramente no entenderá nada de nada. ¡Que pena que estemos gobernados por personajes como estos!

    Felicidades Josep y ánimo, sigue adelante.

  10. Patricia

    Los médicos han de ponerse la pila con estas cosas…

  11. Lorena

    Ojalá el bofetón con guante blanco que el señor Josep Carbonell le ha propinado (con la suficiente razón) a la Sra. Carme Capdevila nos sirva un poco a todos para reaccionar ante tanta injusticia que, de una u otra forma, padecemos todos. Al señor Carbonell una felicitación no sólo por su cumpleaños sino por su entereza, valentía y buena mano en ese bofetón…

  12. Clara Valverde

    Gracias a Josep y a toda su familia por ser un ejemplo para todos nosotros de saber luchar con inteligencia y con compromiso.

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.