J. Herráez, oncólogo: "La campaña contra el cáncer de cuello de útero es puro negocio"

Por

13 de noviembre de 2008Medicina Sin categoría9 Comentarios

La enorme campaña de márketing que los laboratorios Merck y GlaxoSmithKline, fabricantes de la vacuna contra el cáncer de cuello de útero, llevan a cabo para promover dicha dolencia y el uso de dicho remedio está convirtiéndose en el asunto de salud que más atención ciudadana despierta. No es para menos pues como ya comentábamos en una anterior información las dos compañías se han embarcado en un proyecto mundial de expansión del miedo para obtener cuantiosos beneficios de Gardasil y Cervarix, marca de las vacunas. Durante las últimas semanas muchas personas críticas con este preparado desean conocer más argumentos para decidir si aplicársela a sus hijas o no. Y eso es lo que de nuevo nos convoca y nos seguirá convocando en estas páginas. En medios sanitarios ha pasado desapercibida una carta que envió el oncólogo Javier Herráez al director de la revista Discovery DSalud y que fue publicada en dicha revista en septiembre pasado, en su número 108. Este profesional sanitario desgrana con sutileza la publicidad sobre la vacuna que puede encontrarse en los centros públicos de salud y obtiene afiladas conclusiones, que no deberían pasar desapercibidas.

vph-32

Cuenta Herráez que un buen día llegó al centro médico en el que trabaja y vio un montón de folletos en recepción sobre los que le explicaron que los había dejado allí “alguien de un laboratorio”. Se trataba de un folleto color naranja expandible cuyo título era: “¿Has oído? El cáncer de cuello de útero se puede prevenir”. Y en un texto más pequeño: “Consúltalo con tu médico”. En él se veían dibujos de mujeres, una de ellas hablando con una niña “muy delgadita”. En la parte baja de la primera hoja ponía: Información importante sobre el cáncer de cuello de útero para niñas y jóvenes. Fundación MD Anderson Internacional, AEP [Asociación Española de Pediatría] y SEGO [Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia] (con los correspondientes logotipos)”.

El resto del folleto se dedicaba a hablar del cáncer de cuello de útero pero sin nombrarlo ni justificar lo que intentan promocionar. “Ya se encargarán, supongo, de promocionarlo entre todos los médicos de la AEP y SEGO”, escribía Herráez. “Lo lamentable –continuaba este médico- es que la principal intención de ese folleto es inducir el miedo. ¿Cómo? Pues con palabras del estilo de “La amenaza del…”, “Aunque las citologías periódicas pueden ayudar desgraciadamente mueren 40 mujeres al día en Europa…”, “Este virus se transmite muy fácilmente de una persona a otra”. Pero la que produce más vergüenza es esta: “Toda mujer que se infecte con el Virus del Papiloma Humano está en peligro de desarrollar este cáncer”. ¿Toda mujer? Basta leer en las fuentes médicas que la asociación entre la infección por el Virus del Papiloma Humano y el cáncer de cuello de útero es de carácter epidemiológico y se justifica por “criterios de causalidad”. Y lo que la gente corriente no entiende –ni al parecer muchos médicos- es que eso no significa que tal relación se haya probado científicamente. Por eso sólo puede considerarse a ese virus un mero “factor de riesgo” y no un factor “etiológico”. Ahora bien, un “factor de riesgo” sólo indica que el mismo puede ser causa del problema o coadyuvar a él… o no”.

vph-21

Lo que explica Javier Herráez es que un factor de riesgo no es una enfermedad. El negocio del miedo se basa en fabricar enfermedades, en asustar a la población hasta hacerla creer que está enferma. Y si no se consigue, al menos que se vacune “por si acaso”. Continúa este médico preocupado por la salud pública: “Lo singular es que en ese folleto –por no decir panfleto o pasquín- caen en su propia trampa cuando al intentar meter miedo dicen: “El 70% de hombres y mujeres entrará en contacto con el virus. Afortunadamente en el 90% de los casos el virus se elimina de forma natural”.

Es decir, que según ellos mismos sólo se infectaría un 10% del 70% de mujeres. Es decir, el 7% del total. Ahora bien, los datos oficiales indican que la tasa de incidencia en España del cáncer de cuello de útero es del 0,0072%. En otras palabras, lo sufren 7,2 de cada 100.000 mujeres. Resumiendo: dicen que de cada 100.000 personas en España entran “en contacto” con el virus 70.000 y que de ellas sólo el 10% resulta infectada porque no lo supera de forma natural. Es decir, se infectan 7.000 de cada 100.000 mujeres. Y como quiera que según sus propios datos la incidencia del cáncer de cuello de útero en nuestro país es del 0,0072 (o lo que es lo mismo, afecta a 7,2 de cada 100.000 mujeres) ello implica que sólo terminan padeciendo cáncer menos de una de cada mil infectadas. Tales son los datos oficiales. Y esa proporción de 1.000 a 1 es la que se alega para decir que existe un claro nexo de causalidad. ¡Alucinante! Me pregunto cómo con tan peregrina justificación hay médicos que se atreven a recomendar a los padres de miles de niñas que las vacunen”.

Llama la atención, como comenta el autor de la carta, que pese a ser un “panfleto” promocional de una vacuna no se cite en ningún momento el nombre de la misma. Lo lógico sería citarla hasta la saciedad pues en teoría es lo que se está vendiendo ¿no? Si el laboratorio no está vendiendo la vacuna ¿qué es lo que vende, qué pretende con ese mensaje publicitario?: “Al no mencionarse el nombre el laboratorio no puede ser denunciado. Lo que no está en cambio tan claro es que no puedan serlo los médicos que ingenuamente receten la vacuna si tiene efectos secundarios en sus pacientes infantiles”, argumenta Herráez.

El oncólogo concluye su escrito denunciando “otras dos mentiras más de ese papelillo con logotipos varios: la primera es que en él se dice textualmente que “a diferencia de muchos otros cánceres el cáncer de cuello de útero no es hereditario” cuando eso es falso ya que la inmensa mayoría de los cánceres no son hereditarios; la segunda es que el cáncer de cuello de útero “siempre está causado por el Virus del Papiloma Humano” cuando eso nadie lo ha demostrado jamás. Claro que por eso en este caso el laboratorio ni siquiera firma lo que reparte entre los médicos. Se cubre las espaldas. Y es que todo esto es puro negocio”. Javier Herráez no está solo en su crítica al negocio de la vacuna contra el cáncer de cuello de útero. Ni mucho menos.

9 Comentarios a “J. Herráez, oncólogo: "La campaña contra el cáncer de cuello de útero es puro negocio"”
  1. Claudia

    Hola llegué aquí por casualidad. Yo padecí cáncer cérvico uterino. Y la verdad es que lo único que se puede hacer es ir al ginecologo regularmente. Después de tu primera relación sexual, debes ir a controlarte. Cuando yo fuí por primera vez ya era muy tarde. La frase “prevenir es mejor que curar” tiene mucho sentido. Saludos desde Chile.

  2. fanny

    ovario poliquistico si tiene tratamiento

  3. Liza Torres

    causa esta vacuna esterilidad?

  4. Laura

    Yo tengo un principio de cáncer de útero, y el médico (de una aseguradora privada) trata de venderme la vacuna SIEMPRE QUE VOY. Por supuesto no me la he puesto, pero el mismo día que me dijo la maldita palabrita, y estaba buscando fecha para operarme, me insistió con el tema de la vacuna.

    Lo peor de todo es que cuando una está afectada, a pesar de estar en contra te hacen dudar, te crean desconfianza y notas como priman los intereses (económicos) del médico.

    Gracias por vuestra labor aqui, compañer@s.

  5. dr. Alberto Medellin

    Después de un mes estar “censurada” por hackers o las autoridades $anitarias seguimos informando sobre como médicos ONGs Rotary internacional la “santa iglesia” en >puebla ofertan colposcopias para inventar vph y Mutilar los genitales para robar “cuotas” 300 euros en tres comodos pagos en la oficina parroquial..
    Ofertan una colposcopia por 10 euros e inventan al 99% que tienen vph y a cauterizar o amputar los cuellos… el crimen de médicos y “colegios” en muchos lugares del Mundo.
    EEUU menciona cancer posterior a la criocirugia en casos mal seleccionados imagina en México que reclutan hasta 800 Mujeres y en 2 días realizan las colposcopias por 10 Euros y despues multiplicalos por 300 y pagan en las parroquias médicos con perfil rotariamente rateros…
    Rotary no te espantes es el distribuidor de las vacunas y con este invento de que a traves del rotarismo financiaron la vacuna conra la polio ahora ya se volvio negocio redondo, se perdio la capacidad de asombro del los “principios” de Paul Harris…
    http://es.youtube.com/watch?v=Hy1hKYmJ5UU
    o buscas en youtube… papiloma dedicado al presidente o el reportaje del papiloma de TELEVISA

  6. Miguel Jara

    Lo ví Fernando, en tu blog. Lástima que el evento no se celebrara en agosto porque pasé allí unos días.

    Salud Thais.

    Es cierto que hay médicos Charlie, muchos más de los que pensamos y de lo que ellos mismos piensan, que están corrompidos -he podido verlo con mis propios ojos en los listados que poseen los visitadores médicos-, pero hay otros muchos honestos y que trabajan por atender bien a sus pacientes y conseguir una sociedad más sana y justa. Busca mientras estás sano.

  7. charliedrums87

    Muy interesante. Últimamente estoy leyendo diversas noticias sobre el fraude del negocio de las vacunas, lo último que leí fue sobre la gran campaña de vacunación contra la gripe en España, que por lo visto la vacuna trae consigo sustancias muy peligrosas que más adelante necesitarán otro remedio que también se venderá… Todo muy bien organizado, la pregunta es ¿en quién confiar si no puedes confiar en -no voy a decir todos- muchos médicos? Es preocupante.

  8. Thais

    Muy buen articulo. No sólo esta vacuna es puro negocio, lo mismo pasa con todas las demás.
    He traducido un artículo interesante sobre la vacuna Gardasil:
    http://laverdadsobrelasalud.blogspot.com/2008/11/cmo-el-gobierno-de-estados-unidos-est.html

  9. Fernando Comas

    El tema lo tocó maravillosamente Vicente Baos en Plasencia en las III Jornadas de uso racional del medicamento.

    http://pharmacoserias.blogspot.com/2008/11/de-gardasil-cervarix-y.html

    Acá se puede ver la presentación completa.

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.