Locas por estar contaminadas con químicos

Inglés *English version

Los ánimos de las muchas personas afectadas por el Síndrome Químico Múltiple (SQM), en su mayoría mujeres, está desde ayer, si cabe, más soliviantado. Son pocos los trabajos científicos que se publican en castellano sobre esta enfermedad producidos por los miles de contaminantes químicos ambientales con los que convivimos. Pero ayer se estrenó en este idioma un estudio: The German Multicentre Study on Multiple Chemical Sensitivity (eis-germanmulticentrestudymcs-2008)-El estudio Multicentro alemán sobre Sensibilidad Química Múltiple (estudio-multicentro-aleman-sobre-sqm1).

Resulta al menos curioso que este trabajo, ya digo, de los pocos a los que pueden accederse en nuestro idioma, se “presente en sociedad” en plena efervescencia mediática por la vuelta de Elvira Roda, la enferma de SQM tratada en Dallas, a nuestro país. Se da la circunstancia también que muchas personas que padecen SQM son enfermas de fibromialgia y/o del Síndrome de Fatiga Crónica (SFC), las tres, dolencias relacionadas con la convivencia cotidiana con productos químicos tóxicos, diseminados estos en cualquier ámbito. Hace unos meses en este blog tratamos el tema del medicamento Lyrica, de Pfizer, para la fibromialgia.  Ahora la multinacional farmacéutica Eli Lilly informa que la FDA -la agencia de medicamentos estadounidense- ha aprobado su antidepresivo Cymbalta para tratar a las personas enfermas de fibromialgia.

Volviendo a la indignación de las pacientes de estas neo enfermedades o enfermedades ambientales, el citado estudio alemán concluye que las afectadas por el SQM tienen problemas psquiátricos más que otra cosa. “Los diagnósticos psiquiátricos estandarizados (…) demostraron que los pacientes en general, y el subgrupo con SQM en particular sufrían más a menudo de desordenes mentales comparados con una muestra comparables en edad y sexo de la población general y que en la mayoría de pacientes estos desórdenes empezaron muchos años antes de las quejas de salud relacionadas con el entorno”. Traducido al lenguaje coloquial: los enfermos de SQM son más bien personas con antecedentes de problemas mentales que ya tenían esos problemas antes de comenzar a quejarse de las posibles afecciones que les causa vivir en medio ambientes contaminados.

El trabajo diferencia lo psicológico de lo orgánico, línea de trabajo que difiere de la de numerosos profesionales que tratan el SQM como un todo, con una fuerte base orgánica: “Nuestros resultados no apoyan la presunción de una base toxicogénica-somática del fenómeno SQM. Al contrario, se encontraron numerosos indicadores para la relevancia de acentuaciones conductuales, alteraciones psíquicas o deterioros psicosomáticos en el grupo de pacientes externos con una enfermedad ambiental subjetiva”.

Ya ven, la SQM, concluye este estudio, no es orgánica y se duda incluso que exista como enfermedad ambiental. A la espera de que profesionales médicos especializados lo analicen punto por punto para los lectores de esta web, entre otros, las reacciones entre las personas afectadas por SQM; SFC o fibromialgia no se han hecho esperar. “Se nos trata de enfermos psiquiátricos”, opinan desde una asociación de enfermos de fibromialgia. En Canadá varios expertos en estos síndromes analizan el trabajo alemán pues no lo conocían y hay personas que ya lo califican de “chapucero”. Una investigadora para el gobierno canadiense indica: “Yo diría que el análisis de las SQM en este estudio es muy limitado y más bien una opinión. ¿Qué son sustancias de control? ¿la selección de los pacientes es rigurosa? ¿y los controles? ¿qué tipo de clínicas eran estas? ¿quién va a estas clínicas?”. Otra mujer canadiense, escritora, periodista y especialista en SQM, entre otros motivos por padecerlo, se manifiesta en la misma línea.

¿A quién interesa catalogar como enfermos mentales a las personas que sufren fibromialgia, SQM o SFC? A los gobiernos no les interesa reconocer que hay millones de personas enfermas (y más que va a haber) por vivir en una sociedad del “bienestar” como la nuestra. Esto implica reconocer el fracaso del modelo económico social, un modelo que enriquece a los productores de sustancias químicas tóxicas y que enferma a todos. Pero también implicaría un gasto sanitario enorme pues son muchas las víctimas, con afecciones multisistémicas, y de difícil e individualizado tratamiento.

Las industrias relacionadas con dicha producción y comercialización de productos que pueden resultar nocivos (la lista es interminable y convivimos con ellos a diario) es obvio que salen beneficiadas porque se concluya que estas personas son locas, histéricas o vagas que buscan una excusa para no tener que ir a trabajar: vasito de agua, pastillita y a no molestar, es el remedio propuesto, por lo general.

Hay otros beneficiarios, las empresas farmacéuticas que coloquen en el mercado antidepresivos como Cymbalta y demás medicamentos para enfermedades crónicas, que no curan -sólo esconden los síntomas- y por lo tanto hay que consumirlos siempre. Ojo a esto porque como escribió en este mismo blog una especialista en estos temas que ya he citado sobre el fármaco Lyrica: “También hay que tener en cuenta que muchas personas con fibromialgia tienen sensibilidades químicas lo cual limita qué y cuánta medicación se puede recetar. El uso de la Lyrica tiene que estar integrado en un asesoramiento ambiental (químicos, dieta, etc) de la vida del paciente”.

Un último apunte. Como cuento en Traficantes de salud, Cymbalta, además, es peligroso. La FDA cambió en 2005 su ficha técnica con motivo de los casos de Hepatitis notificados.

22 Comentarios a “Locas por estar contaminadas con químicos”
  1. Miguel Jara

    Tatiana, gracias por tu interés. Suceden muchas otras cosas, como puedes imaginar, poco a poco iremos publicando.
    La desintoxicación de metales pesados se hace por quelación. Algo toco sobre ello en el reportaje que publico este mes en Discovery DSALUD sobre el mercurio de las vacunas y los empastes dentales.
    Si quieres un contacto escríbeme al correo de la sección Contacto y te lo mando.
    Lo de los parches no sé qué es.

  2. Tatiana López

    Hola MIguel!
    Primero decirte que estoy leyebdo tu libro “Conspiraciones tóxicas” y me está encantando. No tenía ni idea e todas estas cosas, algo puede uno intuir, pero tú lo expones muy clarito y con muchos datos. En segundo lugar quería preguntarte si tu conoces algún método de desintoxicación de metales pesados y dónde pueden hacerse. Sabes algo sobre unos parches que se ponen en los pies? Los venden en la página http://www.biofarm.es. La contaminación continua por químicos a la que estamos sometidos por todos lados me preocupa bastante…. Gracias!!!

  3. Miguel Jara

    Luz muchas gracias por tu apoyo y ánimos. Siento no poder ayudarte ya que no he conocido a nadie trasplantado de rinón.

  4. LUZ MARINA SOLER VARGAS

    HOLA MIGUEL:

    Encantandìsima de leer sus artìculos y El Todopoderoso te de muchìsima sabiudrìa para aclarar y despejar todo lo que hacen con nosotros los seres humanos los mismos seres humanos….

    Soy una paciente con un segundo trasplante de riñòn, llevo 20 años consumiendo drogas inmunopresoras y siento mucho miedo, a veces quisiera dejar de tomar la prednisolona, la ciclosporina o el micofenolato, he leido de las consecuencias que traen pero el miedo a perder este òrgano -el riñòn- no me permito. Cuentame algo sobre este tema de los trasplantados de riñòn..

    Gracias por apoyar a tantas personas que dudamos muchìsimas veces de esta medicina tradicional

    Cordial saludo

    LUZ SOLER VARGAS

  5. Eli

    Hola a todos/as. Os recomiendo este video: http://www.overstream.net/view.php?oid=s6nxrurae8lp

    Animo y seguid adelante. Comed lo más sano posible (www.westonaprice.org), disfrutad del aire libre (el sol es anticancerígeno, al contrario de lo que nos dicen), haced ejercicio, escuchad música, bailar y reír, y os pondréis mejor. Pero lo más importante es la alimentación: “Somos lo que comemos”. No hagáis caso a ningún consejo nutricional de los médicos, instituciones, etc, todos están equivocados. La verdad sobre la nutrición está aquí: http://www.westonaprice.org, y http://www.realmilk.org. Sobre la fatiga crónica: http://www.westonaprice.org/askdoctor/chronicfatigue.html

    Espero que esto os haya sido de ayuda. Os deseo lo mejor y gracias Miguel por tu esclarecedor trabajo.

  6. Miguel Jara

    Acertados tus comentarios. No creo que tardemos mucho en ver reconocidas estas enfermedades como lo que son, producto del modelo económico y social en el que vivimos, un modelo antiecológico.

  7. Marian

    Gracias Miguel por tu apoyo y tus siempre acertados artículos. Soy afectada de FM, SFC y SQM y te aseguro que si algún problema psic. tenemos, es debido únicamente a la situación en que tod@s nos encontramos, serios prob. de salud, rechazo y aislamiento social al que nos vemos sometid@s, invisibilidad para la sanidad, nto. obligado aislamiento físico, serias dificultades para afrontar nto. dia a dia, …………
    Necesitamos que ya se nos reconozca, que se acepte nta. existencia, necesitamos espacios libres de químicos en donde poder ir sin peligro como consultas médicas, hospitales,……paradojico pero son altamente toxicos para nt@s.
    Necesitamos poder salir a la calle , los pocos días que nta. salud nos lo permite,con la cabeza alta sin sentirnos rechazados, cuestionados y tomados por majaretas.
    Últimamente mi estado de salud es chunguillo, me he visto obligada estos últimos 2 meses a acudir a urgencias en donde ademas de no sentirme comprendida he empeorado, la fatiga ha sido tremenda, y el dia a dia me cuesta mucho. Así estamos
    Que todas las instituciones entiendan que:
    ESTAMOS AQUÍ, NO somos LOC@S, no necesitamos ser mirados como bichos raros, sino AYUDADOS!!

  8. Miguel Jara

    Charli, muy bueno lo que mnadas sobre todo ese enlace http://www.amcmh.org/PagAMC/medicina/articulospdf/69Enfermedad.pdf, sobre la creación de una enfermedad mental, seguro que a las personas con Síndrome de Fatiga Crónica les interesa. Ahí queda, gracias.

  9. Charli

    Hola Miguel, te dejo este enlace en que extractado una pequeña parte en mi web http://www.psicofraude.com (no sé si lo tienes en tu blog-web)

    SKEWED: Psychiatric hegemony and the manufacture of mental illness in Multiple Chemical Sensitivity, Gulf War Syndrome, Myalgic Encepha- lomyelitis and Chronic Fatigue Syndrome

    Con prólogo de Per Dalen MD, PhD, Profesor Asociado de Psiquiatría de la Universidad de Gotemburgo, Suecia.

    Sesgada: La Hegemonía de la Psiquiatría y la Fabricación de las Enfermedades Mentales en la Sensibilidad Química Múltiple, Síndrome de la Guerra del Golfo, la Encefalomielitis Miálgica y Síndrome de Fatiga Crónica, es una detallada investigación sobre el diagnóstico psiquiátrico de una serie de enfermedades que algunos han sugerido son en realidad causados por productos químicos.

    El libro sigue los argumentos de las empresas químicas en contra de que sus productos causen enfermedades y que la la teoría promovida por ellos es que las personas que informan de síntomas de mala salud químicamente inducidos, tienen trastornos de la personalidad.

    El libro se pregunta cómo las teorías psiquiátricas de ‘inexplicable enfermedad ” han logrado ganar influencia y dar forma al diagnóstico, la financiación de la investigación y la percepción pública de estas enfermedades en Gran Bretaña.

    Fuente: http://www.amcmh.org/PagAMC/medicina/articulospdf/69Enfermedad.pdf
    Del libro
    http://www.slingshotpublications.com/zerorisk.html

    webmaster: http://www.psicofraude.com
    http://www.responsabilidadpsiquiatrica.info
    Con una extensa base de datos de psicofármacos
    http://www.responsabilidadpsiquiatrica.info/consulta.php

  10. Ariadna

    Elisa: decidir la investigación solamente por el mercado no es lícito hasta ningún punto. Comerciar con la salud no és lícito, no es legítimo y no es ético. Aunque sea legal: con la ley hemos topado. Juntarse todos los afectados para pagar una investigación? Amiga mía, creo que te entiendo y yo también pienso que debemos movernos nosotros, porque todo lo demás no se mueve, o no se mueve lo suficiente, pero… es que ya estamos pagando entre todos los trabajadores un sistema sanitario a decir de muchos modélico. Y nos está fallando. Además, va quedando cada vez más claro que las mismas leyes que permiten el comercio con la salud permiten también la utilización del aire, del agua, de la tierra de todos para el beneficio de unos pocos, con consecuencias negativas para la salud. Las enfermedades autoimmunes son sólo la parte visible del iceberg de lo que las distintas contaminaciones nos están haciendo a todos. Hasta que esto no se convierta en un problema global no habrá una solución. Tenemos que empezar a pensar con un pensamiento común. Yo tengo fibromialgia, y puede que más, y mientras esto sea sólo mi problema, no voy a salir de ello, ni las condciones de mi vida mejorarán, al contrario. Yo tampoco sé cómo funciona esto. Si sé, cada vez lo tengo más claro, cómo no debería funcionar, y rezo para que alguien con más poder que yo lo tenga claro algún día.

  11. Miguel Jara

    Eva, me alegro de ver que tienes las ideas muy claras. De lo que has escrito me quedo con dos cosas. Primero, sí que deben estar asustados porque más pronto que tarde será tan evidente que los químicos tóxicos causan vuestros males y seréis tantas personas las afectadas (y organizadas, espero) que las empresas que hayan estado comercializando productos químicos tóxicos, a sabiendas que podían enfermar a las personas y al medio ambiente, deberán responder en los tribunales ante las demandas masivas que se presentarán. Y las administraciones, idem. Tiempo al tiempo.
    Tengo pendiente publicar una info sobre la creación en España de un bufete de abogados estadounidense-español que va a llevar estos casos. Ya han obtenido importantísimas sentencias favorables en EE.UU. por los casos del amianto o del medicamento VIoxx. Y no son los únicos, claro.
    Segundo, es obvio que hay un componente de contaminación del organismo fundamental, sólo hay que analizar la sangre de los pacientes para ver in situ los químicos tóxicos. Con algunas terapias de desintoxicación, por ejemplo de mercurio, casi se puede ver literalmente cómo el cuerpo lo expulsa. Y sí todos estamos expuestos, a cualquiera nos puede pasar en cualquier momento.

  12. Eva

    Hola Miguel, mi más sincera enhorabuena por tu trabajo! Como afectada de SQM de grado intenso, además de SFC y fibromialgia, te estoy muy agradecida por tu implicación. Al leer la noticia me he indignado muchísimo, es increible que intenten vender la moto que es una enfermedad mental, realmente deben estar muy asustados con lo que les viene encima. Yo antes del diagnóstico había tenido crisis mientras dormía por entrarme un olor por la ventana y cuando me enviaron al psiquiatra el mismo se peleó con los otros especialistas, que querían que me diera ansiolíticos, porqué vió claramente que de mental nada… En fin, quieren dar la imagen que somos cuatro marujas desquiciadas y así nadie se de cuenta de la realidad, que esta enfermedad existe, es devastadora y que si no se hacen cambios en el modelo de sociedad actual, va a ir en aumento, como ha pasado con las alergias. El esteriotipo que venden es falso: muchas no hemos tenido nunca problemas psiquiátricos, ni eramos débiles antes de coger la enfermedad (ahora evidentemente sí), yo hacía deporte a diario, soy economista y tenía un cargo de responsabilidad y además cantaba en un grupo de rock!! Y no todas nos hemos intoxicado; mi caso es por acumulación de tóxicos con los años y mi cuerpo se rompió a los 33 años, hace 2 años y medio. O sea que le puede pasar a cualquiera. Y quiero dar ánimos a tod@s l@s afectad@s de SQM y que nadie se venga abajo por un estudio tendencioso, que bastante duro es nuestro día a día como para que nos quiten la poca autoestima que nos queda

  13. Miguel Jara

    Isabel, muchas gracias, te expresas perfectamente.
    Tomo la palabra.

    Elisa, si te refieres a SQM, SFC o fibromialgia, no son ni mucho menos enfermedades minoritarias y si no cambiamos rápidamente el actual modelo de producción y consumo mucho me temo que vamos a hartarnos de hablar de este tema durante muchos años.
    Entiendo tu idea, yo tampoco sé cómo funciona, pero sí sé que debéis presionar a la Administración pues para eso está, para atender los problemas de los ciudadanos. Máxime cuando ella es la responsable de que se viertan al medio ambente tantísimas sustancias químicas peligrosas sin que se haya probado su inocuidad y utilidad, y en muchos casos habiendo alternativas no dañinas para nuestra salud. Es la Administración europea la que se ha dejado presionar durante años por el lobby químico tóxico para que la legislación REACH haya quedado descafeinada, cuando era parte de la solución.
    Es mejor organizarse y exigir atención sanitaria y cambios en el modelo para que no siga ocurriendo esto.

  14. ELISA

    ¿Cómo funciona?

  15. ELISA

    La verdad es que el tema de las enfermedades minoritarias es problemático, porque si algo no es rentable, no se invierte en investigar… Pero claro, hasta que punto es lícito decidir la investigación solamente por el mercado? Quizá deberían juntarse todas las personas afectadas por este síndrome y reunir dinero para pagar a equipo médico científico de una universidad o algo asi… sinceramente no sé cómo funciona ese campo.

  16. Isabel 2

    Mira MIguel, yo ahora no tengo mucha facilidad para expresarme, pero quiero que sepas y sientas que las personas con SQM, te estamos super agradecidas por tu inestimable ayuda. Así que me voy a aprovechar de que pienso lo mismito que Mariajo y que te valga por que yo tambien lo digo. Si alguna vez necesitas a alguien con Sqm (que no sea para pintarte el piso), ya sabes donde encontrarme, un abrazo

  17. Miguel Jara

    Estoy de acuerdo con Clara en que existe mucho machismo en el tratamiento de las mujeres con estas afecciones. Quizá a médicos de género masculino les interese intentar explotar el viejo rol de la mujer sumisa a la que el hombre hace creer que es una histérica o débil mental para dominarla. En este caso para hacer negocio con las víctimas, doblemente víctimas: de los productos químicos y sus liberadores en el medio natural, y de los traficantes de salud que mercadean con la desgracia ajena.

    Sobre lo que dice Mamen. Es una verdad de manual. Estoy prácticamente al 100% de acuerdo contigo. Describes muy bien la situación actual.

    Mariajo, yo también me he emocionado con tu escrito, muchas gracias por tu apoyo incondicional, que lujo que además no sea el único. Tu análisis es redondo y muestras además, lo que es muy interesante, una visión al tiempo particular, de tu caso, pero global, pues casi todas las mujeres del mundo con estos problemas sienten y piensan de manera muy parecida.

    A las “Isabeles” gracias de nuevo, ya me voy acostumbrando a que escribáis a dúo los comentarios.

    Cuidaros. Salud.

  18. Isabel

    Gracias Miguel por tu artículo. Espero que sirva para abrir los ojos de muchas personas.

  19. Isabel 2

    Gracias Miguel por estar ahí, sinceramente te lo agradezco

  20. Mariajo

    Querido Miguel, no sabes la alegría que siempre da el leerte. Pero sobretodo saber que te tenemos entre nosotros, los enfermos de SQMs. Y además de alegría es un alivio y da gran seguridad el saber que somos defendidos por alguien tan comprometido y riguroso en sus investigaciones como tú.

    A pesar de aún tener el descaro estos “intereses ocultos” de meterse con las víctimas de sus mismos tejemanejes químico-económicos (o sea, nosotros), ahí hay gente como tú, y te doy las gracias de corazón.

    Te confieso que he tenido que leer tu post en dos veces porque me he echado a llorar a mitad, y la cortina “de agua” junto al nudo en la garganta no me dejaba ver, así que he tenido que parar. No me gusta decir estas cosas porque lo último que quiero que me vea nadie es que “voy de floja”, o de víctima, o de “dramática” por la vida. Tengo mi dignidad y es lo último que deseo perder en la vida, mi vida.

    El lunes tuve que ir a Urgencias (hacía años que paso las crisis yo sola porque para un SQM no sirve de nada ir, pero hice lo que en mí fue un sobreesfuerzo precisamente de cara a un proyecto de ayuda para compañeros con SQM, y… bueno, cai de tal modo, que acabé en Urgencias). Ya te comenté que tengo una temporada “delicada”, pero ir a Urgencias no sirvió de nada -como siempre-, tan sólo para empeorar más el cuadro con una fatiga horrorosa (y eso que fui en taxi y con la mascarilla puesta). Eso llevó a que no me pude ni presentar a la cita de evaluación médico con el INSS que tenía a última hora de esa misma mañana, por KO total por mi parte….

    Pero claro, … todo es psicológico, según este “informe” que cae cual losa en el espíritu de personas que, ya no es que tengamos que bregar con la propia enfermedad en sí, sino con una enfermedad incomprendida, socialmente causa de rechazo (llevar mascarilla, y no poder “oler” químicos comunes no es precisamente una fuente de acercamiento, lo entiendo), y un enfermedad, en definitiva, que tiene tantos intereses creados por medio entre “los de arriba” (total -pensarán ellos-, los que caemos somos los de “abajo”…. aunque eso, cmo bien sabemos, no es exactamente así, pero bueno, es cierto que la gente con mayor contacto con productos de limpieza, o con trabajos con mala ventilación, etc., tenemos más “probabilidades”, claro).

    Que veas cómo caes, de manera recurrente, por cualquier chorrada, o simplemente por salir a la calle las pocas veces que lo hago, y la sociedad ni nadie sepa lo que es pasar todo esto en la soledad (e incomprensión) de tus 24 horas, que se impone cuando tienes Sensibilidad Química Múltiple… es, cuando menos… duro…

    ¡¡¡GRACIAS MIGUEL POR LA GRAN AYUDA QUE SUPONES PARA TODOS NOSOTROS!!!!. Estoy flojilla, y por tanto hago las cosas bajo mínimos y sólo cuando no hay más remedio (o son cosas urgentes en pro del coletivo de afectados), pero no quería dejar pasar la oportunidad de decirte que te admiro (eres un pedazo de profesional, riguroso y con muy buenos planteamientos) y que no sabes lo que valoro que te tengamos a nuestro lado.

    Nos sentimos menos desvalidos, dentro de que ante estos feroces ataques, nuestra salud (y los límites que esta nos impone, incluso para salir a la luz)) y problemas cognitivos no nos dejan ni la posibilidad de poder luchar con las mismas armas, ni de defendernos. Lo que es desesperante, y triste, y frustrante, y… En fin.

    Un fuerte y gran, gran abrazo,

    PD: sin ánimo de que te sientas comprometido con nosotros, con mis palabras (no es mi intención, pues libre son los espíritus de volar en pos de unos u otros temas, según intereses, y no son buenos los compromisos adquiridos en función de otros, y no de uno mismo), te aseguro que no olvidaremos (no olvidaré) tus acciones a favor tanto de nosotros los SQMs, como de otros colectivos desfavorecidos que no tienen quien los defienda apenas (sobretodo los afectados por la prepotencia económica de las industrías química y farmacéutica).

  21. Mamen

    El caso es que con las mujeres, Farmaindustria, laboratorios y Gobiernos están haciendo un negocio redondo, todos nuestros ciclos vitales son causa de enfermedad pero lo más gordo es que sin estudiarlos sacan medicamentos para “curarnos”, perdón, envenenarnos.
    Pasa lo mismo con la vacuna de la gripe aviar, no saben todavía como se transmite entre humanos y ya tienen la vacuna y los gobiernos la compran y nos la pondrán, bueno a mi, NO. Sigo pensando que lo de los pacientes hacia los médicos y la medicina convencional es todo un dogma de fé mayor que el de cualquier religión.
    Miguel, te lo curras, y tus libros son extraordinarios “Traficantes de Salud” y “Conspiraciones Tóxicas”.
    SALUD…

  22. Clara

    El hecho de que este estudio esté financiado por el gobierno alemán, dice mucho del miedo que tienen las administraciones de tener que atender a tantas personas enfermas con SQM.
    A esto se añade, como en nuestro país, el tema del abuso del poder médico y el tema de género. La entidad que se ha asegurado que se difundiera en castellano este estudio (en vez de otros estudios serios e importantes sobre las SQM) está alentando a que los pacientes (o más bien, “las” pacientes) se sientan inseguras y no tomadas en serio. Una cuestión de poder.

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.