Cuando era pequeño no solía quedarme a comer en el colegio. Nuestra casa quedaba muy cerca y en ella almorzábamos. Pero en una ocasión, ya no recuerdo porqué, me tocó comer en el cole. Y nunca se me ha olvidado. Aquel plato de macarrones blanquísimos pasados hasta deshacerse, se hundían en una salsa (por llamarlo de alguna manera), aguada en extremo en la que apenas unas manchas rojizas hacían pensar que a alguien se le había caído en ella algún tomate. El sabor era malo, claro y lo peor era el olor del comedor, aún lo recuerdo.

Leer más...

Las mujeres afectadas en España por el método anticonceptivo Essure han conseguido un protocolo de información sobre el dispositivo y sobre su retirada tras dejar de venderlo Bayer. Así, han pactado con el Ministerio de Sanidad, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) y la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) un texto bastante positivo que paso a analizar.

Leer más...

El Dispositivo Intrauterino (DIU) Mirena libera una hormona llamada levonorgestrel que ejerce una función anticonceptiva. Se inserta en el sistema intrauterino femenino y es un método anticonceptivo reversible, de larga duración y de una sola aplicación. Se trata de un pequeño plástico en forma de T (o de ancla) que en su brazo vertical contiene una cápsula con la citada hormona.

Leer más...

Desde que empezaron a ponerse a mediados de los años 90 del siglo pasado, los implantes de malla vaginal no han parado de dar problemas. Estas prótesis se utilizan para tratar en las mujeres la incontinencia urinaria y la “caída” de órganos pélvicos tras el parto. Su introducción en el mercado se hizo de manera forzada, con muy pocas pruebas de su eficacia y seguridad y por ello están cada vez más cuestionadas.

Leer más...

Existe un grupo de medicamentos antibióticos, sintéticos, que son utilizados para el tratamiento de un amplio espectro de infecciones bacterianas (de las vías urinarias y respiratorias, del aparato genital y gastrointestinal, así como infecciones cutáneas, óseas y articulares). Se llaman quinolonas y fluoroquinolonas y las autoridades sanitarias han descubierto ahora que pueden provocar muchos más daños de los conocidos.

Leer más...