Apoyo del Parlamento Europeo a la medicina integrativa y la nutrición clínica en cáncer

El Parlamento Europeo ha aprobado una resolución de la llamada Comisión BECA que está encargada del refuerzo en Europa de la lucha contra el cáncer. En uno de sus últimos documentos menciona el papel relevante de la medicina integrativa, de las terapias complementarias y de la nutrición en la lucha contra el cáncer.

Así en su capítulo III C. la Resolución del Parlamento dice:

Igualdad de acceso a la atención oncológica multidisciplinar y de calidad: hacia una mejor respuesta al impacto de las crisis sanitarias en los pacientes oncológicos.

Señala la necesidad de centrarse en la calidad de vida de un número cada vez mayor de pacientes crónicos cuyas enfermedades no pueden curarse, pero sí estabilizarse durante varios años.

Foto: Imagen de storyset en Freepik

Hace hincapié en la importancia de las recomendaciones específicas de la Unión Europea para mejorar la calidad de vida de los paciente y supervivientes.

En particular, a través de una asistencia de apoyo global integrada en la atención del cáncer, que comienza con el diagnóstico y continúa a lo largo del curso de la enfermedad.

Ello incluye el alivio del dolor, servicios psicológicos, actividad física adaptada, terapias complementarias basadas en pruebas científicas, apoyo nutricional.

También asistencia social que englobe todas las tareas ordinarias, como las domésticas o el cuidado de los hijos y acceso a centros de apoyo especializados.

Pide a los Estados miembros que reconozcan las secuelas (discapacidades físicas o mentales) y la discriminación social, también en el lugar de trabajo.

Solicita a la Comisión Europea que proponga directrices dirigidas a los Estados miembros para abordar la importancia de establecer sistemas de cobertura globales que garanticen la atención de estas necesidades.

Reconoce que el cáncer es una enfermedad económicamente gravosa, incluso más allá de los tratamientos oncológicos; pide a la Comisión que establezca una plataforma para el intercambio de buenas prácticas en lo que atañe a los cuidados paliativos y el apoyo a la investigación en esta materia.

Hace hincapié en que la medicina integrativa con reconocimiento científico aprobada por las autoridades sanitarias puede aportar beneficios a los pacientes en relación con los efectos paralelos de varias enfermedades, como el cáncer.

Destaca la importancia de desarrollar un enfoque holístico, integrador y centrado en los pacientes y, si procede, de fomentar el uso complementario de dichas terapias bajo la supervisión de profesionales sanitarios.

Subraya que los resultados del tratamiento del cáncer pueden verse menoscabados por la desnutrición, por lo que un cuidado nutricional óptimo es esencial para la atención oncológica.

Pide a los Estados miembros que elaboren recomendaciones para incorporar la nutrición clínica en todos los aspectos de la atención del cáncer, incluídos el tratamiento, el apoyo y la investigación.

Considera que, siempre que resulte indicado, los pacientes de cáncer deben recibir apoyo nutricional clínico por parte de un especialista en dietética que se incluirá en el equipo multidisciplinar.

Cositas ricas de mi huerto.

Acoge con satisfacción, por tanto, la formación inter-especialidades prevista en materia de apoyo a la nutrición y pide a la Comisión y a los Estados miembros que elaboren unas normas mínimas para la formación contínua en cuidados nutricionales del personal multidisciplinar.

También recomienda que la gestión de la nutrición constituya un elemento integral y ético de toda investigación clínica que ataña a pacientes de cáncer.

Y además, que la asistencia nutricional adecuada se incluya en la Carta de Derechos de los pacientes de cáncer.

Un Comentario a “Apoyo del Parlamento Europeo a la medicina integrativa y la nutrición clínica en cáncer”
  1. Marino

    Aunque con un retraso innecesario, en un asunto como este del cáncer, en el que toda ayuda es poca y no debe hacerse esperar, bienvenida sea la resolución.

    Quizás sea de interés para los visitadores del blog mi modesta aportación al respecto, que tiene ya algunos años, y disculpas por la autocitación:

    https://www.elsevier.es/es-revista-revista-medica-homeopatia-287-articulo-medicina-integrativa-el-paciente-oncologico-S1888852613000398?referer=buscador

    Como es harto sabido, los pacientes de toda afección se benefician de recursos terapéuticos fuera de los llamados “convencionales”. Pero no lo hacen ahora, con esta declaración del PE, lo han hecho desde siempre y lo seguirán haciendo. Lo “reconozca” o no la “ciencia”, lo “aprueben” o no las “autoridades sanitarias”.

    No lo es menos, sabido, que una y otras están sometidas a tales presiones ajenas al bien del paciente, a menudo desde el Negocio puro y duro, que terminan claudicando en su imprescindible labor de protección y promoción de la salud, pública e individual.

    Y, en vez de estudiar la Ciencia (a “fondo perdido”, si fuera necesario) lo que parece beneficiar a los pacientes en una práctica médica no sometida a los intereses económicos del Mercado; en vez de las autoridades sanitarias promoverlo y supervisarlo, en vez de ello, digo, pacientes, científicos honestos, profesionales, autoridades y lo que se ponga por delante, todos y todo potencial beneficio al paciente, ala, a la espera de lo que “permitan” esa mala ciencia y esa autoridad sometida.

    Para ser equitativos, no es menos penosa la perversión del propio sintagma “medicina integrativa” en los últimos años. Todo parece caber en ella. Necesitamos ir determinando su espacio, su momento y utilidad en cada paciente oncológico. Precisamos conocer la aplicabilidad médica de recursos complementarios desde el estudio y el empleo metódico, racional y controlado. No todo vale. No sea que, al final, sea peor el remedio que la enfermedad.

    Malo sea pero poder, podría ser.
    Gracias.

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.