Covid-19: La sexta ola, la más mortal, pese a la alta tasa de vacunación y un ómicron «blando»

El paso del tiempo ayuda a tener una mejor visión de los acontecimientos graves. Toda vez que por desgracia hay una guerra en Ucrania y que esta acapara ahora el foco de los grandes medios de comunicación -no se sabe si aburridos, al fin, de haberse pasado dos años centrados en la pandemia-, comienzan a ofrecerse datos que nos ayudan a entender qué ha estado ocurriendo.

Así, el diario La Razón publicó, a mediados del pasado mes de febrero, un gráfico muy interesante que muestra que durante la denominada sexta ola de Covid se produjeron más muertes que en las anteriores.

España contabiliza 9.078 decesos por Covid-19 desde octubre, frente a los 8.228 y a los 6.180 que registró Sanidad en las dos embestidas anteriores del virus, contaba el medio.

Como comenta el médico Juan Gérvas, es raro que en España se hayan producido más muertes por Covid-19 en la sexta ola, pese a tener a la población (a casi toda) vacunada y a ser la ómicron -que «reinó» durante ese periplo-, una versión del virus menos letal (aunque más contagiosa).

No deja de ser curioso que conforme ha ido avanzando la vacunación, según estos DATOS OFICIALES, se han producido más contagios y más fallecimientos.

Descontando el «efecto cosecha» previo, es decir, que se esté muriendo menos gente de la que en condiciones normales hubiera fallecido por su edad y patologías porque ya perecieron en los meses previos por la pandemia; las epidemias lo que tienen es que se llevan por delante a personas mayores que están cerca de morir.

Pero pese al efecto cosecha ha habido más muertes, cuando tenían que haberse producido menos, porque se recoge la cosecha de que lo peor en decesos producidos ya ha pasado y porque en teoría las vacunas han hecho su efecto.

Parece ser que no. ¡Y decían que iba a haber una «pandemia de no-vacunados»!

Alguien dirá que menos mal que han aparecido las vacunas que si no hubiese sido peor pero los datos, insisto oficiales, están ahí.

Para valorar el beneficio-riesgo de estas vacunaciones también hay que tener en cuenta otro dato (también oficial). En su 13º Informe de Farmacovigilancia sobre Vacunas Covid-19 la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) indica que en España, desde el inicio de la pandemia hasta el 17 de febrero de 2022, se han confirmado:

-10.778.607 casos de Covid-19 .

-97.710 fallecimientos.

En ese trabajo explica que hay 400 notificaciones de muertes tras las vacunaciones Covid. Hay que tener en cuenta lo que comento tantas veces: Existe infranotificación de daños por medicamentos; se estima que sólo se reportan entre un 2% y el 20% de las lesiones por fármacos, dependiendo de los países (en la mayor parte no llegan al 5%).

Si en España no fuese del 2 ni del 20%, pongamos que se notificasen el 10% de posibles daños, esos 400 posibles casos serían 4.000. Es una manera más realista de verlo. ¿97.710 muertos por Covid y 4.000 tras vacunación Covid? ¿Un precio demasiado alto?

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.