Fármacos para el colesterol, hipertensión y Alzheimer que son inútiles, peligrosos y caros

En la situación actual de crisis económica el uso eficiente de los recursos es una prioridad. Algunos fármacos de introducción reciente en el mercado no suponen verdaderos avances terapéuticos y generan una carga considerable para el sistema de salud. En el último número de su boletín, la Fundación del Instituto Catalán de Farmacología, presenta algunos ejemplos de medicamentos caros y con una relación beneficio-riesgo dudosa, además de peligrosos, que tienen un coste considerable para las arcas públicas. Ejemplos para ahorrar dinero y salud.

Ezetimiba es un fármaco que inhibe la absorción intestinal del colesterol. Está comercializado en monoterapia (Ezetrol®, Absorcol®) y en combinación con simvastatina (Inegy®, Vytorin®). Los resultados de los ensayos clínicos indican que ezetimiba no tiene eficacia clínica. Combinada con simvastatina da lugar a una reducción de los niveles de colesterol más marcada que con la estatina sola pero no reduce la incidencia de infarto de miocardio, ictus u otras complicaciones clínicas.

El aliskireno (Rasilez®, Riprazo®) en combinación con hidroclorotiacida (Rasilez HCT®) es para el tratamiento de la hipertensión arterial. Después de revisar la relación beneficio-riesgo, las agencias reguladoras consideran que el uso combinado de aliskireno está contraindicado en personas diabéticas y en pacientes con insuficiencia renal grave y no se considera recomendable para el resto de los enfermos (o sanos).

La enfermedad de Alzheimer tiene una enorme repercusión familiar y social. Sólo disponemos de fármacos de eficacia muy modesta para su tratamiento sintomático. La memantina (Axura®, Ebixa®) está autorizado para el tratamiento de las formas moderadas y graves de la enfermedad. Ha mostrado una eficacia marginal. En un metanálisis de ensayos clínicos controlados con placebo en pacientes con enfermedad de Alzheimer leve, no se observó ningún efecto beneficioso sobre la función cognitiva, la función global, las actividades cotidianas y el comportamiento.

Tras leer esto, los que estáis comiendo estatinas como locos para “combatir el colesterol” o no sabéis lo que le recetan a vuestro familiar con Alzheimer o a vosotros mismos para la hipertensión, no sólo pensaréis que os están tomando el pelo y además jugando con vuestra salud (leed en el prospecto sus efectos adversos) sino que os preguntaréis ¿en qué fármacos y áreas terapéuticas se gastan mi dinero vía impuestos?:

Los hipolipemiantes fueron el quinto grupo (por áreas terapéuticas) que generó más gasto en 2011 en Cataluña a cargo de la adminstración, con 63,5 M€. Una de las especialidades que contiene ezetimiba, Ezetrol®, fue uno de los medicamentos más prescritos por importe, con un gasto de más de 8 M€. En España en 2010 se gastaron 107 M€ en ezetimiba.

Ocurre algo similar con los fármacos para controlar la hipertensión, fueron el tercer grupo que generó más gasto en 2011 en Cataluña a cargo de la Administración, con casi 100 M€. El aliskireno fue uno de los fármacos con mayor incremento de gasto respecto al año anterior; en 2011 se gastaron más de 2,5 M€.

Los fármacos para la enfermedad de Alzheimer generan un gasto muy elevado; en 2010 en España se gastaron 276 M€ en donepecilo, rivastigmina y memantina. En Cataluña en 2011 el gasto en memantina y donepecilo fue de más de 30 M€. Durante el primer trimestre de 2012, el gasto en memantina, donepecilo y rivastigmina ha sido de 12 M€ y luego no tienen para pagar a los cuidadores de ancianos.

Anda corre, ve a tu médico y pásale este post y el enlace al boletín de la Fundación del Instituto Catalán de Farmacología y luego me cuentas qué te dice. Además, cuando un medicamento es utilizado para una indicación no autorizada, el médico que lo ha prescrito puede tener responsabilidad civil y penal en caso de que produzca efectos indeseados y haya una denuncia de familiares.

2 Comentarios a “Fármacos para el colesterol, hipertensión y Alzheimer que son inútiles, peligrosos y caros”
  1. Fararod

    Puedo recomendar la lectura del siguiente artículo: Ezetimibe: prudencia ante la incertidumbre; publicado en Farmacia Hospitalaria.
    http://www.sefh.es/fh/107_v34n04pdf011.pdf
    Un saludo.

    • Miguel Jara

      Gracias Fararod va en la línea de lo que advertimos.

Deja un comentario

Los comentarios de este blog están moderados y han de tener la sana intención de fomentar el debate sobre lo que se plantea en las informaciones y opiniones de la página. Intente ajustarse al texto sobre el que comentar. Utilice un lenguaje correcto: claro, conciso y si va a realizar afirmaciones rotundas documéntelas. Los comentarios insultantes y/o que falten al respeto a los lectores del blog no serán publicados.

Recuerde que el titular de esta página es periodista no médico por lo que el blog tiene fines informativos no de consultorio sanitario. El editor no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

El editor no tiene por qué compartir con los comentaristas sus puntos de vista.